1.12.05

Gira, gira.

Me refugio en relatos para no tener que contar una vida rutinaria, mediocre y triste. Si contase mi vida tendría que reconocer que, con mi edad, cerca de los treinta ya, no tengo nada propio. Que todo lo poco que he conseguido me ha costado sudores y lágrimas. En cada viaje que hice me dejé cosas por el camino y sólo me tengo a mi. Alguien que tiene que creerse segura, capaz, influyente, para conseguir algo. Pero me canso de todo eso y chillo aunque sea con mis gestos que sigo siendo la misma niña con dudas, en busca de protección, con miedo a todo, que le afecta todo, que no soporta ver a alguien pasándolo mal, un mendigo, un perro muerto, ya tiene el día por los suelos. Unas veces orgullosa de saberse parte del problema, y no lavarse las manos ante ello, otras veces de gilipollas para arriba por implicarse en cosas sin solución. Todo es un papel más. En el trabajo la responsable, puntual, seria y observadora. En el momento de salir sabes que es una obra sin escenario, todo. Y llegas a tu casa de noche, cansada, el corazón acelerado, ahora te toca estar contigo a solas, sin personajes. Y te das cuenta de que tú no eres más que tus miedos, tus preocupaciones y ese silencio tan inmenso que se hace a tu alrededor, más oscuro que la noche y tan mentira como tú. Piensas que total para qué, la realidad te ha llegado hasta el cuello y sabes que no hay nada detrás. Sólo otro día, otra mañana, otra noche que esperas que no sea en vela. Y con la sensación de que un buen día es un día con mucha actividad que te distraiga, y en que llegues a conseguir no recordar que te estás distrayendo. Olvidarse de pensar y de darse cuenta de que piensas. Y sólo vivir. Tan simple y tan difícil.

9 comentarios:

NAIR dijo...

Tranquila, creo que solo tuviste un mal dia, de esos donde uno ve todo negro, donde parece no haber salida.
Se que mañana será como hoy, pero con la diferencia que seguirás viviendo para tratar de cambiar el futuro.

Joselu dijo...

A tu personaje le pasa que está llegando a lo que Joseph Conrad llamó en uno de sus relatos La línea de la sombra. Sucede en la cercanía de los treinta. He visto crisis durísimas en torno a esa línea. Sin embargo, luego, los treinta son, pueden ser fructíferos y ricos. Optimistas. A tu personaje -lo intuyo- le diagnosticaríamos una sensibilidad muy aguda y exquisita. La mayoría de las personas no piensan con tanta agudeza. Todo es el modo de percibir las cosas y de sentirlas. Mayor sensibilidad implica mayor dolor. Lo dijo Baroja en El árbol de la ciencia. Seguro que lo conoces. No es más que eso. Lo que no es poco. Un abrazo.

YoRcH dijo...

la claridad llega a uestras vidas en la mismamedida en que lo permitamos...y sabes,.... estamos llenos de barreras y cerrazon que solo provocan aislamiento...y "malos dias"...continue con sus relatos....deleitanos con fantasias..... y la realidad se hara mas tragable....


saludos

Rodolfo N dijo...

Tenes los mas maravillosos que alguien puede tener: sensibilidad, creatividad, personalidad, ganas de compartir.Haces feliz a los demás. Que más podés pedir.
Felizmente sos una realidad, no una mentira.

KATSUMOTO & KOYUKI dijo...

simalme...

No tengo palabras...
Ya sabes porque...

ME GUST@´(S)

buenas noches...mmm...casi diria buenos dias!

martika dijo...

Hay algunos días en los que podría haberlo escrito yo... A veces el mundo es tan poco interesante, y nosotros significamos tan poco en él...
A ver si mañana brilla algo de sol
Besos

Slv Vr dijo...

suena a mal dia. que se quede en eso y no vaya a mas.
pero que bonito mirarse al espejo, aunque se corre el riesgo de que no nos guste lo que vemos. creo que no es el caso, no te voy hablar de introspeccion ni nada de eso mi querida psicologa, ya sabes lo que pienso de todo ello.

podriamos montar un club y quedar cada semana para reirnos de lo absurdo que es evadirnos de la realidad que tenemos enganchada al cuello. una realidad que nos pertenece y es nuestra. despues de las risas tal vez podriamos hacer terapia de choque y aprender a querer un poco mas esa realidad que nos toca vivir.

si nada de esto funciona, siempre queda el club de los tontos que se pegan con la cabeza contra la pared. pero esta opcion la dejaria para el final, en casa tengo ya todas las paredes desconchadas.

un besazo y espero que ya lo veas todo mejor, para cualquier cosa, sabes donde encontrarme.

marfade dijo...

un tanguito e , diciembre es asi... chauu

Bato dijo...

sumo 5 años más, esposa, hija, empleo y vida ULTRACOTIDIANA. Tiempo ha de mis últimas aventuras prágmaticas del mundo de las emociones y la sensibilidad romántica. Por ello, seguido me siento ahogado, incapaz de hacer algo activo por cambiar este mundo que me enferma. Pero puedo escuchar una canción, inventar una aventura camino al trabajo, y llorar por lo triste de la historia que he inventado, inclusive si no la escribo...y luego llego en la noche a mi casa, y amo con locura a mi hija, y trato de ser el mejor padre, y enseñarle lo valioso que es ser valioso en este mundo, aunque sea solo con un granito de arena...y me doy cuenta que de eso se trata, y lo hago con mi esposa, y con mis hermanos, y con mis amigos, y sólo vivir se vuelve la aventra más hermosa y sensible de MI vida... saludos