12.11.06

El disimulo

Los amigos van y vienen a lo largo del tiempo, y otros no vienen ya. Pero si son de los buenos y de los viejos, esos van y vuelven, siempre vuelven. Este fin de semana he estado con amigos que hacía tiempo que no veía. Y, para mi sorpresa, éramos los mismos. Parecía que el tiempo no había pasado. Hablábamos de lo de siempre, con los mismos gestos, las mismas preocupaciones... Y charlando con una amiga me dijo: Silvia, cuando somos más jóvenes creemos que el paso de los años nos hará, como por arte de magia, más responsables, resignados, adultos, seguros, maduros... Y no. Estamos igual y somos lo mismo. Parece que son los demás los que se hacen adultos, y nosotros, simplemente, disimulamos.

4 comentarios:

olvidare el ayer... dijo...

sabes,me emociono tu articulo;que lindo es encontrarte con tus viejos amigos y ver que nada se cambio;que hermoso;un beso cielo volvere a leerte.

Rodolfo N dijo...

Siempre pensè que no se vuelve a visitar los lugares queridos, sino que se vuelve a los tiempos queridos.
Con los amigos, creo, volvemos a ver, de tanto en tanto, a nuestros propios sentimientos, de allì que parecemos siempre iguales.
Cariños

leetamargo dijo...

...Al pasar y a pesar de los años seguimos siendo los mismos. Es todo un privilegio poder contar con los mismos amigos...
SALUDANDO: LeeTamargo.-

Gabrielus dijo...

Asi es Simalme. Tengo esos amigos que nunca cambian y siempre están con un cariño o una sonrisa o un apoyo o la amistad de siempre.
Saludos!