11.11.08

Dentro

"La vida nunca es tan dura como uno puede llegar a sentirla".

4 comentarios:

Joselu dijo...

El dolor de existir se pega como una segunda piel, sólo queda, pues, trascenderlo, ir más allá, salir del círculo cerrado de nuestro ego acongojado, desplegarse, consumirse en otros aires menos viciados. Pero un poco de banalidad también viene bien. ¡A bailar este fin de semana!

Resentido dijo...

Todo es cuestion de ACTITUD.

Alan dijo...

Dependerá de quien la sienta...pero importa menos lo que te pasa, que lo que te dices acerca de lo que te pasa.
P.D
Aúnque suene a auto-ayuda de todo a un euro...

Rodolfo N dijo...

No se....a veces creo que la vida es mas dura que lo que podemos sentirla.
Quizá, por suerte , algunos la sentimos tiena, pero basta mirar mas allá del horizonte para empezar a descreer...